domingo, 16 de octubre de 2011

Mis hijos

De mi Jardín

Mis hijos

Ya han crecido mis hijos,
Pero mis alas siguen abiertas
Para darles mi abrigo
Cuando alguno lo quiera.

Sé que se han vuelto grandes.
Han formado su familia.
Los varones bien la cuidan.
Las nenas como, yo, “gallina”.

Ya casi no son míos,
Son de ellos y su descendencia
Otro es el paradigma,
Para diseñar el camino.

¡Se me fueron tan rápido!
El nido, pronto quedó vacío,
firme el compañero,
para compartir el tiempo.

A veces, recuerdo en la noche
La vocecita tierna,
Llamando en la oscuridad
Sólo, por estar con su mamá.

Mis hijos parecen grandes
Para los ojos de afuera,
Crecieron y no me di cuenta
Para mi adentro de madre.

Ya casi no los tengo
Recorren su camino
Y cuanto más los  extraño,
menos  me parece cierto.

Volaron demasiado rápido
Con sus alas bien abiertas
Se hicieron grandes, mis hijos.
Ya no habrá más esperas.

¡Cómo! acunarlos quisiera
Seguros y libres, los siento
Cada vez menos míos
Cada vez más ellos
Mis hijos, ¡cómo crecieron!

Octubre 2011

Pintando la vida con una poesía

9 comentarios:

  1. Tan rápido siempre, verdad???
    Y así ha de ser: que vuelen libres.
    En el corazón de una madre siempre hay un nido.

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Increible el sentimiento de una madre, conmueve y da lástima a la vez pero así es la vida, siempre cambiando, siempre haciendo otros caminos. Ya sé que siempre quisieran que fueran chiquitos y cuidarlos, pero el tiempo pasa fugaz cuando se es feliz.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. ¿Que le vamos a hacer Millz?. A pesar de todo los hijos no nos pertenecen y duele claro que duele y no nos acostumbramos pero la la vida es suya y nuestra la tristeza.

    ResponderEliminar
  4. qué emotivo, querida amiga!

    los hijos crecen, abren sus alas y echan a volar!! y eso también es hermoso, ver su vuelo y su belleza.

    en nuestros corazones de madre siempre queda un espacio cálido para ellos, y ellos lo saben tienen la certeza de que siempre encontrarán ese calor, como ley natural, ley de vida.

    un abrazo fuerte y feliz día de la madre!

    ResponderEliminar
  5. Precioso poema y muy realista, la vida es así, sigue su curso aun cuando las madres quisieran que sus hijos no crecieran y el tiempo se detuviera.
    Desde aquí mi cariño y amistad.

    ResponderEliminar
  6. Bello poema, donde el amor de madre queda patente...en cada palabra. Los hijos....ese tesoro dulce que a veces...hasta duele un poquito. Un beso.

    ResponderEliminar
  7. Millz, aunque sea con retraso te felicito el día de la madre, aquí en España (Islas Canarias desde donde te escribo), el día de la madre también se celebra en primavera, el primer domingo de mayo.
    El poema es una oda a un sentimiento único, inalterable, incondicional y que es para siempre.
    Felicitaciones

    ResponderEliminar
  8. Cuando siendo adolescente intentaba alguna "revolución" frente a mi madre, ella siempre repetía: "Por muy adulto que te hagas, yo siempre seré la mayor, y por tanto la que ordena y manda". :)
    Ahora que soy un adulto añoro sus reprimendas.
    Un abrazo cariñoso de hijo rebelde.

    ResponderEliminar
  9. Gracias a todos: Ananda,Garcibáñez, Karras y Patricia;Loli, Francisca, Felicidad y Eduardo. Cada quien, desde su historia, conoce la relación entre madre e hijo. Yo he dedicado mi vida a tratar de ser madre en todo el sentido de la palabra, y mis seis hijos son los testigos. Ellos dirán.

    ResponderEliminar

¡Gracias por leer mis poemas, una forma de compartir emociones y pensamientos!